top of page

El rumano, un valor añadido

RUMANO _DSF1356.JPG

¿Por qué dedicar una página de mi sitio al rumano como lengua de trabajo?

 

Porque creo firmemente que tener a tu disposición una traductora nativa de italiano para la traducción de tus textos del rumano es una gran ventaja y un valor añadido.

 

Lamentablemente somos pocos los que trabajamos en esta combinación lingüística, y un traductor nativo garantizará que tus traducciones se realicen con el alto grado de profesionalidad y precisión que éstas requieren, sobre todo cuando se trata de textos muy técnicos.

 

Si quiere saber cómo llegué a ser traductora de rumano a italiano, sigue leyendo.

Descubrí el idioma rumano hace muchos años en Madrid, casi por casualidad, viajando en tren, en la calle, en las tiendas... y con él aprendí también que las personas rumanas aprenden otros idiomas con mucha facilidad. Será que ven la tele en idioma original con subtítulos, o que se desplazan mucho por trabajo y por necesidad y tienen que aprender el idioma del país de destino. Pues este aspecto me sorprendió, así como me sorprendió descubrir que muy pocos italianos se interesan por esta lengua romance con influencias eslavas, francesas, griegas, turcas, entre otras. Una lengua a medio camino entre el este de Europa y el Mediterráneo. En mi opinión interesantísima.

 

Y fue así como decidí ponerme manos a la obra.

 

Llevo 15 años estudiando este idioma, y alrededor de 7 traduciendo principalmente textos jurídicos, médicos y técnicos, hacia mi lengua materna, el italiano.

El rumano tuvo una importancia decisiva en mi trayectoria profesional como traductora, porque me ha brindado nuevas salidas profesionales, un nuevo nicho de trabajo, una nueva audiencia y nuevas competencias, y gracias a esta combinación lingüística ofrezco un valor añadido a mis clientes, ya que las altas competencias lingüísticas adquiridas a lo largo de los años en mi lengua materna se unen a la posibilidad de comprender en profundidad textos muy complejos redactados en rumano.

Desde hace siglos las relaciones entre Italia y Rumania son muy estrechas, y con la adhesión de Rumanía a la Unión europea en 2007 se han visto notablemente reforzadas, lo cual ha llevado a un importante intercambio de documentación de toda clase en diferentes ámbitos de la vida diaria, tales como economía, comercio, inmigración, educación, justicia, turismo, entre otros.

Mi papel actual como traductora e intérprete de este idioma al italiano es crear puentes cada vez más sólidos entre el pueblo rumano y el italiano, y facilitar las interacciones entre los dos países.

Estoy muy orgullosa del camino emprendido con el idioma rumano, que me ha llevado a abrir mi mente hacia una nueva realidad. Creo firmemente que un enfoque basado en el conocimiento del otro más allá de los tópicos y los estereotipos puede ayudar a romper barreras y convertir el mundo en un lugar algo más acogedor.

bottom of page